El cena-debate de Horitzó Europa en Bruselas con Anna Parés, decana del colegio de politólogos y sociólogos, que se celebró con ocasión de la visita de estudios bianual del colegio a las instituciones europeas fue un éxito de participación. La treintena de asistentes, entre los que se podían contar tanto colegiados y colegiadas, como gente vinculada a las instituciones europeas e incluso el eurodiputado por el grupo socialista Raimon Obiols, disfrutaron de la presentación de la decana centrada en un primer momento en el papel, evolución y actividades del colegio y después en las variables que afectarán tanto a la participación como a la dirección del voto en las elecciones en el Parlamento de Cataluña de 28 de Noviembre de 2010.

Después de más de 10 meses de la catástrofe de Haití, el país vuelve a ser noticia estos días por culpa del brote de cólera que está afectando a su población. El gran despliegue de ayuda internacional movilizado y el cuestionamiento de su capacidad de actuación pusieron en evidencia la respuesta de organismos internacionales ante este tipo de catástrofes. Es por este motivo que la Fundación Catalunya Europa ha decidido tratar este tema en una de sus sesiones del Ciclo Pensem Europa para conocer los mecanismos de actuación tanto a nivel europeo como a nivel local.

Hoy, el secretario de Estado para la Unión Europea, Diego López, ha declarado en Bruselas que el Estado español “no paga las traducciones del catalán en la UE y que no lo piensa hacer”, incumpliendo los compromisos adquiridos con las instituciones comunitarias desde 2005.

Horitzó Europa considera totalmente inaceptable la falta de seriedad y la actitud del Gobierno español, que vuelve a demostrar que los catalanoparlantes son tratados como ciudadanos de segunda dentro del Estado español y dentro de la Unión Europea.

Albert Moreno, delegado de la Generalitat de Catalunya ante de la Unión Europea, repasó el papel de Cataluña en Europa en el marco de la Cena Europea, organizada conjuntamente entre Horitzó Europa y Catalunya Empresa Oberta, en Bruselas.

Albert Moreno hizo un balance positivo de la representación de Cataluña ante las instituciones europeas. Según el delegado, la aprobación del Estatuto de Cataluña y su desarrollo, que dio lugar a la creación de la Delegación, ofrece nuevas herramientas al Gobierno de la Generalitat, aunque la interlocución con las instituciones queda lejos del de una representación permanente estatal (REPER). A pesar de eso apuntó que desde la aprobación del Estatuto se han reforzado las tareas de coordinación de la acción de gobierno de cara a la UE y el esfuerzo de transferencia de información sobre legislación europea a los Departamentos.

En un mundo globalizado e interdependiente como el actual, es esencial que el Gobierno de Cataluña mantenga unas relaciones fluidas con otros gobiernos, organizaciones y entidades que se sitúan más allá de nuestras fronteras, ya que, si no, nos arriesgamos a perder un gran número de oportunidades como país. Hoy en día, los actores se interrelacionan a nivel internacional hasta superar jerarquías y difuminar los límites de la diplomacia gubernamental. El Gobierno de Cataluña tiene que estar presente en este escenario con el objetivo de defender los intereses del país allí donde estén en juego y participar en la gobernanza internacional con el fin de contribuir a construir una Europa unida y un mundo más justo, pacífico y sostenible.

La Unión Europea está sufriendo la crisis económica como ninguna otra región del planeta. Mientras las principales potencias empiezan a brotar (Estados Unidos, 3%; Japón, 5%) y las emergentes ya se han elevado (India, 8,6%; China, 11,9%), la UE a duras penas tiene un crecimiento positivo (0,2%), con el Estado español ofreciendo las primeras cifras positivas desde hace meses (0,08%) y Francia y Alemania estancándose en datos similares (0,1% y 0,2% respectivamente)¹. Lo peor del caso es que las expectativas no son mucho mejores, ya que se espera un crecimiento del 1% para 2010 y del 1,75% en 2011.

El portavoz de Asuntos Económicos y Monetarios de la Comisión Europea, el catalán Amadeu Altafaj, fue el protagonista de la última cena de Horitzó Europa en Bruselas antes del verano. Ante una veintena larga de comensales, entre los cuales hay que destacar a los eurodiputados Ramon Tremosa y Oriol Junqueras y los últimos dos invitados de las cenas de HE en Bruselas, el también portavoz Ferran Tarradellas y el lingüista Johan Häggman, Altafaj hizo un repaso de la difícil coyuntura económica que está viviendo la Unión Europea. Con unas perspectivas de crecimiento inferiores al 1% para este año y al 2% para el 2011, la situación de la Unión contrasta con la de las otras potencias mundiales, que presentan crecimientos próximos al 10% (China e India) o crecimientos entre el 3% y el 5% (EE.UU. y Japón).

En la última cena europea, Marc Guerrero, vicepresidente de la Alianza de los Liberales y Demócratas Europeos (ALDE) repasó la creciente presencia de los liberales a las instituciones de la Unión Europa (son el tercer partido en el Parlamento Europeo y cuentan con 8 comisarios al ejecutivo comunitario) y en diversos puntos del continente (especialmente en el Reino Unido y en Alemania, países donde los liberales forman parte del Gobierno, en contraste con el sur de la Unión, donde CDC es más una excepción que la regla general).

Ferran Tarradellas, portavoz de Cooperación Internacional, Ayuda Humanitaria y Respuesta a Crisis de la Comisión Europea, ha protagonizado la segunda cena debate de Horitzó Europa en Bruselas. En un ambiente distendido, entre una veintena de comensales, Tarradellas ha presentado el cartapacio, de nueva creación, de su comisaria, la búlgara Kristalina Georgieva, ex vicepresidenta del Banco Mundial. En sus propias palabras, la suya es la “comisaria desastres”, encargada de coordinar la ayuda europea tanto en desastres que tienen lugar fuera de la UE como en crisis vividas en su interior.